Aromavive - Puerto Vallarta - Producto - A.E  Romero600x600
Aromavive - Puerto Vallarta - Producto - A.E  Romero

Romero

$230.00

Aceite Esencial de Romero. Rosmarinus Officinalis | 10 ml. Aroma especiado, fresco y limpio. Posee una fuerte capacidad vigorizante que ayuda al sistema de defensa del cuerpo ya que mejora la circulación sanguínea

Descripción del producto

Precio distribuidor Kit Oro :   $161.00 usted Ahorra  $69.00

Precio distribuidor Kit Plata:  $184.00 usted Ahorra  $46.00

diseño-post-nuevo-ae romero

Aceite Esencial de Romero

Aceite Esencial de Romero. RosmarinusOfficinalis | 10 ml. Aroma especiado, fresco y limpio. Posee una fuerte capacidad vigorizante que ayuda al sistema de defensa del cuerpo ya que mejora la circulación sanguínea.

El maravilloso Romero despide un aroma punzante como de pino con un matiz alcanforado y de madera. Este fragante arbusto, posee una corteza escamosa y hojas correosas parecidas a agujas. Pequeñas flores de color azul pálido aparecen de manera abundante  desde diciembre hasta la primavera. El Romero puede alcanzar una altura entre 1.50 a 1.80 metros.

La destilación con corriente de vapor de 45 kilogramos de Romero en flor produce 500 gramos del fuerte, limpio y potente aceite de Romero. El aceite esencial obtenido de las variedades que crecen en España y en el norte de África, tiene un aroma similar al aceite de Eucalipto, mientras que el olor del aceite de los arbustos franceses recuerda ligeramente al incienso y a la lavanda.  El Romero posee varios quimiotipos, o plantas que difieren en la composición química del aceite esencial por ellas producido, pero no son diferentes en apariencia física. El Romero de Marruecos, el Romero de España, el Romero de Provenza y el Romero Verbenone son los cuatro quimiotipos utilizados con mayor frecuencia en la aromaterapia.

Perteneciente  la familia de las labiadas, el Romero es nativo de las regiones mediterráneas de Europa. Dalmacia, Francia, España y Túnez  son sus principales productores.

Propiedades terapéuticas:

Excelente para Músculos y Tendones, Antireumático, Analgésico, Tonificante, Reconstituyente, Estimulante Mental en procesos de aprendizaje y períodos de concentración.

Unas cuantas gotas en tu champú ayuda contra la caída del cabello y da brillo. Utilizar muy diluído en Aceite Base o Hidrosol contra el envejecimiento de la piel. Aplícalo en músculos adoloridos y en manos artríticas, sirve como calmante y desinflamotorio. Auxiliar para la memoria y la concentración.

*Combínalo con Albahaca, Menta, Citronela, Limon, Toronja, Bergamota, Eucalipto

Herencia Botánica y Tradición

El nombre científico del Romero proviene del latín Ros Marinus o “rocío del mar” y fue una de las primeras plantas medicinales, culinarias y religiosas. En la antigüedad el Romero formaba parte de casi todas las fiestas y festividades. Era considerado un recordatorio del ciclo de la vida y la muerte.

En el saber popular sobre flores, Romero significa remembranzas debido quizá a la propiedad de esta planta de mejorar la memoria. De hecho, para fortalecer la memoria, los estudiantes de la antigua Grecia se colocaban guirnaldas de Romero en la cabeza mientras estudiaban. El día de su boda la novia usaba una corona de retoños de Romero y se perfumaba con su aceite.  Sus flores eran también usadas en los ramos nupciales. En los funerales griegos y romanos, se arrojaba Romero a la sepultura con la esperanza de que el ser querido fallecido fuese recordado eternamente.

Durante el siglo XVI, el refrescante incienso de Romero era un artículo de lujo. Los ricos contrataban a perfumistas para impregnar sus hogares con esta esencia. En los hospitales se quemaba Romero con el objeto de purificar el ambiente y prevenir la propagación de infecciones. La gente colocaba retoños de esta planta bajo la almohada con el fin de alejar a los demonios y evitar las pesadillas. También era muy utilizado en exorcismo y para expulsar espíritus malignos.

Uno de los ingredientes más famosos de la formula terapéutica conocida como Agua de Hungría era el Romero. Se dice que la reina de Hungría, de más de 70 años de edad se recuperó de muchas dolencias después de utilizar el agua de Romero y también se ganó el corazón de un hombre muchas décadas más joven que ella.

Los herbolarios recomiendan el Romero para estimular la actividad del estómago, el hígado y la vesícula, así como para mejorar la circulación. Los médicos isabelinos utilizaban esta planta para el tratamiento de los dolores de cabeza, los trastornos cerebrales y el dolor de dientes.

Paracelso, médico suizo del siglo XVI fundador de la química,  consideraba esta planta como el componente más importante de sus medicinas. Él y otros sanadores de aquella época empleaban esta planta para combatir los padecimientos relacionados al cerebro, el corazón, los ojos y el hígado. Los herbolarios árabes la usaban para restaurar la memoria, el habla y la fuerza. También se recurría al Romero con fines de mejorar el cabello y el cuero cabelludo.

Usos Medicinales

Los doctores europeos utilizan el aceite de Romero para el tratamiento terapéutico de la artritis, el resfriado, la tos y la depresión, la diabetes, el dolor de cabeza, la gripe, la amnesia, la migraña y los espasmos musculares. Los médicos británicos prescriben este aceite esencial para disminuir los niveles de colesterol en la sangre y para fortalecer a las personas con debilidad cardiovascular. También lo emplean contra los cólicos, los cálculos biliares y la hepatitis. Los trastornos digestivos como la colitis, los gases y la indigestión suelen mitigarse con el uso del Romero, al igual que los problemas del hígado y la ictericia. Igualmente alivia los males respiratorios como el asma, la bronquitis, el resfriado, la sinusitis y la tos ferina. Combate la infección y ayuda al cuerpo a expulsar la mucosidad excesiva.

El aceite de Romero estimula la circulación y contribuye a elevar la hipotensión arterial. Mitiga el dolor y la hinchazón de la artritis, los espasmos musculares, las heridas y las torceduras. Favorece el metabolismo celular y drena el fluido linfático. Este aceite esencial tonifica todo el cuerpo y es provechoso en caso de síndrome de fatiga crónica y en el sistema inmunológico debilitado. Disminuye la comezón y la inflamación de la psoriasis, el eccema y otros tipos de dermatitis.

Beneficios Cosméticos

El aceite de Romero estimula la renovación celular. Mejora la piel reseca, madura, disminuye las líneas de expresión y las arrugas. Cura quemaduras  y heridas. Asimismo tiene la propiedad de remover el acné, las manchas, el cutis opaco o reseco. Combate las bacterias sobre la piel y regula las secreciones de grasa. Favorece la circulación y puede reducir el aspecto de los capilares rotos y varices. Este aceite nutre el cuero cabelludo y mantiene el cabello saludable y brillante. Muchos de sus usuarios sostienen que promueve la salida de cabello. Normaliza las secreciones excesivas de grasa y resulta beneficioso en la caspa y seborrea. Es también útil contra la celulitis.

 

Efectos Emocionales

El aceite de Romero ayuda a vencer la fatiga mental y la indolencia. Estimula el sistema nervioso central. Favorece la claridad mental e incrementa la agudeza y la concentración. Contribuye a salir adelante en situaciones estresantes y a ver las cosas desde una perspectiva más clara. Relaja los nervios y restablece la salud nerviosa, especialmente al cabo de prolongados padecimientos físicos o nerviosos.

El aceite de Romero equilibra las emociones intensas y controla los cambios en el estado de ánimo. Contagia el buen humor y contrarresta la depresión. Ayuda a manejar el estrés y a superar estados relacionados con él y con el agotamiento nervioso. Tiene la propiedad de hacer que las personas se abran y suministra la sabiduría y el discernimiento necesario para establecer vínculos saludables con los demás. Despierta la ambición y el empuje y inspira el deseo de alcanzar el éxito y fortalece la fuerza de voluntad. También tiene la fama de ayudar a vencer la impotencia.

Principales Indicaciones

El aceite de Romero afirma y tonifica los tejidos, promueve el crecimiento de nuevas células y regula la secreción de grasa. Combata la infección, alivia las articulaciones adoloridas y mitiga los espasmos musculares. Disminuye los trastornos digestivos. Mejora el funcionamiento del corazón y del sistema nervioso y favorece la salud nerviosa. Estimula las funciones de muchos sistemas y órganos internos, incluyendo los sistemas circulatorios y las glándulas suprarrenales, el hígado y la vesícula.

Advertencia

El aceite de Romero eleva la presión sanguínea, por lo que las personas que sufren hipertensión arterial no deben usarlo. Asimismo, puede irritar la piel sensible. En individuos susceptibles existe el riesgo de que este aceite pueda provocar ataques epilépticos.

Conservación:

Manténgase en un espacio fresco y seco.

No se exponga al calor.

No se deje destapado,  el contacto con el aire acelera su evaporación.

Aceite Esencial de Romero

 

Valoraciones

No hay valoraciones aún.

Sé el primero en valorar “Romero”

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Solve : *
23 × 12 =